Jujuy: Gerardo Morales y Massa allanan el camino para las multinacionales mineras

Las luchas de las docentes de Salta y el proceso de luchas en Jujuy que abarcó a varios gremios (principalmente docentes, con alguna participación también de municipales y de trabajadores de la salud- en menor medida, etc.), indican que la paciencia se está terminando. En Jujuy el Cedems (docentes de enseñanza media y superior) y sobre todo Adep (docentes de primaria) presionados por sus bases que en algunos casos llegó a autoconvocarse, salieron con mucha fuerza a la lucha. Comenzó con una gran movilización el 5/6, y pronto empalmó con la lucha de las comunidades originarias contra la reforma constitucional que impuso el gobernador de la provincia y jefe del partido radical (UCR) Gerardo Morales, con apoyo del peronismo provincial (15/6). La continuidad de la lucha se sostuvo durante más de un mes. El gobierno desató una violenta represión y persecución a los activistas que hace recordar a los procedimientos de la dictadura militar, los que se conmemoran todos los años durante “la marcha del apagón”.

Por lo menos se sabe que cinco jóvenes trabajadores perdieron un ojo por la represión de la policía jujeña que al igual que los carabineros chilenos apuntan sus escopetas a la cara de los manifestantes. Los detenidos fueron secuestrados por largas horas, llevados por caminos alternativos para que no fueran interceptados o seguidos por los manifestantes y fue ocultada su ubicación a familiares y abogados, para aumentarles la angustia y la incertidumbre. Una vez “blanqueada” su ubicación se les abrió causas penales con argumentos falsos de todo tipo, y apelando a la nueva legislación represiva. Paralelamente se desato una persecución casa por casa de los activistas con la simple acusación de que fueron vistos en las cercanías de la legislatura provincial el día en que se realizó la manifestación para impedir la votación de la reforma constitucional.

Por esta acción de fuerte represión, Larreta propuso a Morales como su candidato a vicepresidente en la interna de Juntos x el Cambio. Es una manifestación explícita de la mano dura con la que tanto Larreta como Bullrich prometen derrotar a los trabajadores.

Como suele suceder, la represión fue acompañada de los intentos de dividir retirando dos artículos de la reforma y jugar al desgaste de las luchas sometidas al aislamiento de los medios de difusión. Pero sobre todo al aislamiento político y sindical.

A pesar de la saña empleada en la represión no hubo manifestaciones significativas del kirchnerismo en contra, y ni siquiera mereció una sola palabra por parte de CFK en las dos o tres actos de campaña en los que participó. Será porque el propio kirchnerismo fue responsable de hechos similares a los que ocurren en Jujuy, siendo ellos gobierno en la provincia de Santa Cruz en la localidad de Las Heras contra los trabajadores petroleros y de la construcción en el año 2006. Lo mismo ocurrió con la burocracia sindical que hace rato mantiene un cerrado apoyo al gobierno nacional y hace todo lo posible para impedir que los trabajadores luchen por sus necesidades.

Para dividir el frente de lucha el gobierno también tuvo que hacer algunas concesiones. En una asamblea de Cedems, realizada en San Salvador sin tiempo ni esfuerzo para garantizar la participación de los docentes del interior de la provincia, se votó por escaso margen aceptar el ultimo ofrecimiento salarial del gobierno jujeño y levantar la huelga. Ese fue un quiebre importante ya que los docentes nucleados en ese sindicato venían siendo uno de los puntales de la movilización junto con las maestras de Adep. Estas rechazaron los aumentos salariales propuestos por el gobierno y votaron continuar la huelga, pero es notorio el efecto que ya están provocando los descuentos de los días de paro efectuados por el gobierno, debilitando la adhesión a la huelga, en momentos en los que comienzan las vacaciones de invierno en la provincia.

La unidad lograda a partir de la multisectorial formada a fines de junio, abarcando a algunos sindicatos de la intersindical, llegó tarde cuando el Cedems ya había levantado el paro. Pero además era una unidad por arriba, que no tuvo efectividad, ya que la falta de participación de las bases y de fuertes agrupaciones clasistas permitió que los dirigentes de cada gremio terminaran actuando cada uno por su cuenta.

Paralelamente el gobierno de Morales con el apoyo del PJ ha venido operando sobre los cortes de ruta. Primero intento disolver los piquetes apelando a la represión. Luego el presidente del PJ Rubén Rivarola estuvo recorriendo los cortes que más afectan el funcionamiento económico de la provincia tratando de convencerlos con falsas promesas para que levantaran.

En vista a las elecciones (las PASO nacionales serán el 13 de agosto y que Larreta designó a Morales como su precandidato a vice), y ante las críticas de sectores del propio peronismo contra el dirigente del PJ, que había habilitado a sus convencionales constituyentes a aportar los votos necesarios para la aprobación de la reforma presentada por Morales (11 constituyentes peronistas votaron a favor de la reforma constitucional de Morales), el gobierno nacional trata de reubicarse. El 14/7 Alberto Fernández en su carácter de presidente del PJ nacional, decretó la intervención del PJ provincial nombrando como interventor a Aníbal Fernández. Por otra parte, encomendó al ministro de Justicia Martín Soria que enviara un pedido a la Corte Suprema para que dictara una medida cautelar suspendiendo los artículos de la Constitución de Jujuy que limitan el derecho a la protesta y afectan los derechos de los pueblos originarios.

Se trata del artículo 67 que para consagrar un “derecho a la paz social”, prohíbe toda manifestación que pueda ser considerada violenta. La que tendrá la facultad de decir qué manifestación es pacífica y cuál no es la policía reprimió ferozmente las protestas de las últimas semanas. Ese mismo artículo, prohíbe los cortes de calles y de rutas y veda la ocupación “indebida” de los edificios públicos. Por otro lado, en el pedido a la corte están también los artículos 94 –referido a las tierras fiscales– y 95 –relativo al manejo del agua– que afectan a las comunidades originarias.

Mientras UxP y el gobierno nacional quieren lavarse la cara con estas acciones leguleyas y de aparato, Morales moviliza a sectores de su base en colectivos pagados, como ocurrió en El Pongo, para ir a presionas a los miembros de las comunidades que siguen resistiendo en los cortes. Desde el momento en que la lucha había llegado a su punto más alto con alrededor de 20 cortes de ruta, actualmente se mantienen unos diez. El 47 aniversario de “La noche del apagón” canalizó también la manifestación contra la represión al cumplirse un mes de la ocurrida en las inmediaciones de la Legislatura.

Lo que está en juego es una de las “joyas de la corona” con las que los gobiernos provinciales -no solo el de Jujuy sino también los de Catamarca y La Rioja-, el gobierno nacional, la burguesía local y el imperialismo, se frotan las manos: El litio y otros recursos minerales como el cobre.

Por eso todos miran para otro lado y chiflan bajito mientras esperan que Morales termine de hacer el trabajo sucio, derrotando a los trabajadores y las comunidades originarias para despejar el negocio a las multinacionales mineras y también nacionales. Algunas de las cuales, como la Minera Exar -que inició las actividades en Cauchari-Olaroz el mismo día en el que se aprobaba la reforma constitucional- es operada por la canadiense Lithium Americas (44,8%), la china Ganfeng Lithium (46,7%) y la provincial Jemse (8,5%); o la norteamericana Livent que explota el Salar de Hombre Muerto en Catamarca (operativo desde 1998), y la australiana Allkem-Sales de Jujuy en el Salar de Olaroz (Sales de Jujuy), que produce desde 2018 (Livent y Allkem anunciaron un acuerdo para fusionarse en una sola empresa). A principio de 2022, luego de reunirse con Gerardo Morales, José Luis Manzano compró la Minera Aguilar a al fondo suizo Glencore para la extracción de zinc, plomo y plata en la provincia de Jujuy. No es casualidad que Massa haya emergido como candidato del peronismo, apoyado por los gobernadores que harán negocio con la minería y empresarios como Manzano, que en sociedad con Daniel Vila y con el empresario (ex diputado del PJ) Francisco de Narváez, actualmente controlan el segundo multimedios más importante del país (luego de Clarín) abarcando 49 medios gráficos, radiales, televisivos y digitales, entre las que se destacan América TV y A24, Radio La Red, FM Blue y los diarios El Cronista, La Capital (Rosario), UNO de Santa Fe y Entre Ríos. Vila y Manzano además tienen negocios petroleros en Vaca Muerta, Edenor la mayor distribuidora de energía del país. En el litio del noroeste Manzano tiene 243.000 hectáreas de salares en Jujuy y Catamarca (*).

Ayer 25/7 se inició la caminata del Tercer Malón de la Paz (**) desde La Quiaca que llegará el 1 de agosto a Buenos Aires en donde harán acampes para exigir varios puntos, entre ellos que la Corte Suprema de Justicia se expida sobre la inconstitucionalidad de la reforma, que el Congreso de la Nación sancione la Ley de Propiedad Comunitaria Indígena y que haya una intervención federal a la provincia. Con ello se mantienen algunos cortes, pero debilitados y en la mayoría con un régimen más flexible de permitir la circulación entre una o dos horas según el caudal de tránsito. Al mismo tiempo que prácticamente los cortes pierden efectividad, esta movilización juega objetivamente para la campaña electoral del peronismo (UxP) ya que a pocos días de las PASO sus reclamos van dirigidos a la Corte Suprema -enfrentada con el gobierno-, y al Congreso donde el Kirchnerismo podrá hacer demagogia contra la oposición de JxC. El mismo efecto político tendrá el pedido de intervención contra Gerardo Morales que es precandidato a vice de Larreta en su interna. No por nada esta marcha ha sido alentada por Aníbal Fernández.

Mientras tanto, ahora los partidos del Fit-u se están ocupando en dirimir su interna en las PASO. El PTS ha sacado una importante cantidad de votos en las dos últimas elecciones, pero ese peso electoral no se ve reflejado en los sindicatos. Mientras el PO solo agrupa a un sector de desocupados. La dirección que necesitan los trabajadores y el pueblo pobre jujeño no puede ser reemplazada por figuras electorales. Hace falta construir un partido de trabajadores revolucionario para organizar a la vanguardia, intervenir en las luchas y para que pueda dirigirlos a derrotar al gobierno y a las patronales.

26/7/23

*) “Integra Capital es la nave insignia de Manzano. A través de este grupo económico, que fundó dos años después de su renuncia como funcionario de Menem, posee acciones en empresas centrales en energía y medios de comunicación, entre otros rubros: es dueño de una parte de Edenor, Metrogas, la petrolera Andes Energía (hoy Phoenix Global Resources), la eléctrica Andina PLC, así como el canal América, Radio La Red y El Cronista Comercial, entre otras compañías.

El tercer gran rubro de los negocios de Manzano es la minería, a través de Integra Recursos Naturales, que engloba a compañías especializadas del grupo: Integra Lithium e Integra Cobre, por ejemplo. Integra Capital también es dueña de Minera Aguilar, principal productora de estaño, plomo y plata de Argentina; y de Minera Álamo Gordo, compañía de exploración en uranio, según la empresa.

Actualmente, Integra Lithium asegura ser “el jugador privado más grande de Argentina en litio”, con activos por 243.000 hectáreas en salares y roca en las provincias de Jujuy y Catamarca, de acuerdo con las publicaciones de la compañía.

Las principales inversiones de Manzano en litio se encuentran en Catamarca, pero el proyecto más avanzado es el de Jujuy, explicó la compañía ante la consulta de elDiarioAR.

En Jujuy, la compañía de Manzano interviene en el Salar de Jama, ubicado a unos 150 kilómetros de la ciudad de San Salvador de Jujuy, donde obtuvo permisos de la provincia para explorar litio en unas 14.000 hectáreas, a 40 años. El 9% del proyecto es de la empresa estatal de la provincia, Jemse. Aspiran a extraer 20.000 toneladas anuales de litio (con un potencial de duplicar esa suma). (Elciudadanoweb.com)

**) El primer Malón de la Paz llegó también a Bs As a el 3 de agosto de 1946 durante el primer gobierno del Gral Perón, a reclamarle la devolución de las tierras que habían pertenecido ancestralmente a los pueblos indígenas. Allí fueron recibidos por autoridades del departamento de protección aborigen, saludados por Perón desde el balcón de la Rosada y alojados en el Hotel del Inmigrante. Fueron agasajados en el Congreso y luego invitados a recorrer Buenos Aires, siendo llevados a viajar en subte y a jugar un partido de fútbol. El 27de agosto, fuerzas de la Prefectura forzaron a los marchantes a volver a sus provincias. Al encontrar resistencia, intervino la Policía Federal, y a la medianoche, el Hotel de Inmigrantes fue atacado con gas lacrimógeno desalojando a los originarios. Por la fuerza fueron obligados a tomar un tren de regreso. La promesa de Perón de devolverles las tierras nunca se cumplió.

El segundo Malón se dirigió -60 años después del primer malón- en 2006 a San Salvador de Jujuy, con similares reclamos al gobernador peronista Fellner, sin obtener resultados.

Leave a Reply